Buscar//InicioNúmero ActualArtículosDocumentosAgendaPostgradoQuienes SomosContactoLinks//
--------------------------
Revista Observaciones Filosóficas


Revista Observaciones Filosóficas

Categorías
Psicología y Antropología | Filosofía Contemporánea | Lógica y Filosofía de la Ciencia | Estética y Teoría del Arte
Literatura y Lingüística Aplicada | Ética y Filosofía Política

Artículos Relacionados
De los dispositivos de la crítica a la producción de subjetividad; Deleuze, James y Foucault

enviar Imprimir

art of articleart of articleLa Fábrica del Homo “debitor”; Notas sobre la condición neoliberal

Dr. Maurizio Lazzarato - Investigador Universidad París I (CNRS)
Resumen
Se examina bajo el concepto del "Hombre endeudado" la condición neoliberal”, a partir de allí se propone una genealogía y exploración profunda de la fabricación o construcción del individuo contemporáneo como Homo “debitor”. La indagación se interna en las máximas de Marx y Nietzsche sobre la deuda en el sentido antropológico de la culpa, la que se extrapola y se enquista en el sistema crediticio y la maquinaria del endeudamiento. La deuda obliga a comprometer por adelantado su futuro (venderle el alma al diablo por un goce inmediato) y supuestamente “bien calculado”. Parece ya no haber derecho a la vivienda, sino un crédito o préstamo inmobiliario para pagar la hipoteca bancaria. Tampoco existe el derecho a la educación, sino créditos y préstamos con intereses que lindan en la usura. Y como el neoliberalismo a través de sus representantes rechazan reivindicar estos derechos socio-económicos, en la más pura tradición liberal quieren, sin decirlo así, dejárselos a las “leyes” del mercado.

The factory Homo "debitor"; Notes neoliberal condition.

Abstract
It examines the concept of "debt Man" neoliberal condition ", from there a genealogy and deep exploration of manufacture or construction of the contemporary individual as Homo “debitor” proposes. The investigation goes into the maximum of Marx and Nietzsche on debt in the anthropological sense of guilt, which is extrapolated and encysts in the credit system and the machinery of indebtedness. Debt forced to commit his future advance (sell his soul to the devil for an immediate exercise) and supposedly "well calculated". It seems already to have no right to housing, but housing credit or bank loan to pay the mortgage. Nor is the right to education, but loans and loans with interest bordering on usury. And neoliberalism through their representatives reject claim these socio-economic rights, the purest liberal tradition want, without saying so, leave them to the "laws" of the market.

Palabras clave
Economía, neoliberalismo, culpa, deuda, capital, crédito, endeudamiento, mercado.

Keywords
Economy, neoliberalism, guilt, debt, equity, credit, debt market.

Revista Observaciones Filosóficas - Nº 20 / 2015


En Europa, como en otras regiones del mundo, la lucha de clases se despliega y se concentra hoy en torno a la deuda. La crisis de la deuda alcanza en la actualidad a los Estados Unidos y al mundo anglosajón, que no sólo son los países desde donde ha nacido la última debacle financiera sino también -y sobre todo- el sitio donde el propio neoliberalismo fue concebido.

La crisis capitalista global y sus remecidas financieras, los cierres de industrias en Europa y los despidos de trabajadores han hecho emerger de manera violenta el endeudamiento que estaba presente en la trama social, pero que ahora ocupa el conjunto del espacio público. El impacto de esta realidad da cuenta por sí sola de la importancia y efectos de la economía capitalista de mercado en nuestras vidas y en las formas políticas de Gobierno presentes en las sociedades del capitalismo tardío.

La relación acreedor/deudor pasa a ser, por lo tanto, el foco de nuestra observación. En torno a ella se intensifican los mecanismos de explotación y dominio de manera transversal, sin que pueda hacerse diferencia entre trabajadores y desocupados, consumidores y productores, activos e inactivos, jubilados y beneficiarios de la renta mínima. Todos son deudores culpables y responsables frente al Capital, que se manifiesta como el gran Dios acreedor universal. Uno de los mayores mecanismos políticos del neoliberalismo, tal como lo devela sin ambigüedad la “crisis” actual, es la propiedad, en el sentido de que la relación acreedor/deudor devela una relación de fuerzas entre propietarios (del capital) y los no propietarios (del capital). La deuda pública tiene a toda la sociedad endeudada, lo cual exacerba las “desigualdades”, o lo que ha llegado el momento de llamar “diferencias de clase”.1

La relación acreedor-deudor es una relación organizada en torno a la propiedad, es una relación entre quien dispone o no de dinero. La propiedad, más que referirse a los medios de producción como decía Marx, gira en torno a los títulos de propiedad del capital, por tanto hay una relación de poder que está modificada respecto a la tradición marxiana, esta desterritorializada por decirlo con Deleuze y Guattari –está a un nivel de abstracción superior, pero de todos modos está organizada en torno a una propiedad: entre quien tiene o no acceso al dinero.

Es una relación de poder que en vez de partir de la igualdad del intercambio, parte de la desigualdad de la relación acreedor-deudor, que es inmediatamente social: la economía de la deuda no hace distinciones entre asalariados y no asalariados, entre ocupados y desocupados, entre trabajo material e inmaterial: todos estamos endeudados. Al mismo tiempo es una dimensión inmediatamente mundial, que actúa y comanda transversalmente sobre las divisiones entre países ricos y pobres, consolidados o emergentes. El crédito/débito ha sido el arma fundamental de la estrategia capitalista después de los años 70, desplazando completamente el terreno de la lucha de clases a nivel social y mundial, con el que todavía tenemos actualmente dificultad para enfrentarnos.2

Las ilusiones económicas y políticas de estos últimos cuarenta años caen una tras otra. La new economy, la sociedad de la información, la sociedad del conocimiento, se diluyen en la economía de la deuda. En estas democracias que han triunfado sobre el comunismo, muy poca gente (algunos funcionarios del FMI, de Euro